Está ahí fuera, en la calle donde vives, a la vuelta de tu esquina, y te quedas sin nombres con que nombrar las cosas, sin pasado, como tonta que se atonta, y no hay quien lo pare.

— Sabina

Todavía no hay comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Sabina Sevilla

¡Suscríbete a nuestra Newsletter!